Un cero a la izquierda

15 11 2008

kilometro-cero

Alguna vez hemos escuchado la expresión un cero a la izquierda, que se refiere a alguien que no vale nada, que no es nada, que es inútil, pero nunca nos hemos puesto a pensar en su importancia, poco sabemos de su origen e historia, así que para que no seamos un 0 a la izquierda y recurriendo un poco a la sabiduría de la Wikipedia, enseguida algo de información al respecto:

El cero apareció por primera vez en Babilonia, como puede comprobarse en las tablillas de arcilla que se remontan al año 2000 a. C. En el Antiguo Egipto se utilizó el signo nfr para indicar el cero (Papiro Boulaq 18, datado ca. de 1700 a. C.)

Los babilonios escribían en arcilla sin cocer, sobre superficies planas o tablillas. Su notación era cuneiforme. En tablillas datadas en el año 1700 a. C. se ven anotaciones numéricas en su particular forma; este sistema no se parecía al actual de base 10, pues los babilonios utilizaban un sistema en base 60, y con esa notación no era posible distinguir el número 23 del 203 o el 2003. Alrededor del 400 a. C., los babilonios comenzaron a colocar símbolos de dos cuñas en los lugares dónde en nuestro sistema escribiríamos un cero, que en realidad se leía 2”3 (dos, varios, tres). Esta ambigüedad no pareció preocupar a los babilonios.

Las dos cuñas no fueron la única forma de mostrar las posiciones de vacío o cero, en una tablilla encontrada en Kish, antigua ciudad de Mesopotamia al este de Babilonia, se lee una notación de tres ganchos. Estas tablas están datadas en el 700 a. C. En otras tablillas se usa un solo gancho y, en algunos casos, la deformación de éste se asemeja un cero tal como lo conocemos hoy.

El cero, tal y como lo conocemos nosotros, surgió en Mesoamérica y fue creado por las civilizaciones mesoamericanas antes de la era cristiana, por la Civilización Maya y, probablemente, fue utilizado antes por la Civilización Olmeca. El primer uso documentado mostrando el número cero corresponde al año 36 a. C., haciendo uso de la numeración Maya.

Claudio Ptolomeo en el “Almagesto”, escrito en 130 d. C., ya usaba el valor de “vacío” o “0” en conjunción del sistema babilónico. Ptolomeo solía usar el símbolo entre dígitos o al final del número. Podríamos concluir equivocadamente que el cero habría arraigado sus raíces entonces, pero lo cierto es que Ptolomeo no usaba el símbolo como número sino que lo consideraba un signo de puntuación. Este uso no fue extendido y pocos se sumaron a él para desvanecerse en la Historia.

Algunos siglos después el cero apareció también en la India, bajo el Imperio Gupta. Alrededor del año 650 el cero ingresa a la Matemática india. El cero se usaba por los indios para denotar un lugar vacío. Algunas evidencias dan cuenta de un parámetro de lugar vacío en números posicionales desde el 200 en India, pero varios historiadores rechazan esta teoría tratándolas como falsificaciones.

En el 500, Aryabhata, crea un sistema numérico que no tenía cero y era un simple sistema posicional. Se usó la palabra “kha” para la posición cero y posteriormente el mismo cero adoptaría ese nombre. En ocasiones se usaba un punto en los primeros manuscritos indios para mostrar un espacio vacío en la notación posicional. Pero muchos historiadores objetan estas fuentes como reales del cero al comprobarse que el punto también se usaba para mostrar algo desconocido, lo que usualmente sería una “x” para la Matemática moderna.

El primer registro cierto del uso del cero indio está datado en el año 876. Esta datación es la única en la que hay acuerdo. Los hindúes, lo utilizaron como cifra en el siglo X (900 d. C.), pero fueron los árabes quienes lo introdujeron en Europa.

El primer matemático importante que hizo uso del signo “0”, hacia el año 810 de nuestra era, fue el árabe Muhammad ibn Mūsā al-Jwārizmī, cuyos escritos han llegado hasta nuestros días.

La palabra “cero” proviene de la traducción de su nombre en sanscrito “shunya” (vacío) al árabe “sifr” (صفر), a través del italiano. La voz española “cifra” también tiene su origen en “sifr”.

El cero es un número nulo el cual se simboliza de tal manera(0). El número cero(0) no es ni positivo ni negativo solo es un número neutral.

Cero en la suma

En la suma, el cero es el elemento neutro, es decir, cualquier número a, sumado con 0 vuelve a dar a. Ejemplo: 25+0=25

Cero en la multiplicación

En el producto, el cero es el elemento absorbente, cualquier número operado con 0 da 0. Ejemplo: 25×0=0

Cero en la división

Entre las controversias que existen sobre el cero, una de ellas es sobre la posibilidad de dividir por él; hasta llega a dudarse sobre si el cero puede dividir a otro número. Acrecienta la confusión cuando se analiza la división por cero en el contexto de los límites y en el contexto de los números enteros. El problema es que se utiliza la mismas palabra, división, para referirse a distintas cosas (aunque en el fondo tengan el mismo origen). Es así como son ciertas las afirmaciones: “0:0 no esta definido” , “0/0 es indeterminado” y “0|0 (cero divide a cero)” pero cada una en su contexto.

Año cero

No existe el Año cero ni en el calendario gregoriano ni en el juliano. El Año 1 a. C. inmediatamente precede al año 1 dC. (podemos ilustrarlo así: después del 31 de diciembre del año 1 a. C. comenzó el 1 de enero del año 1.d.C.).

Los historiadores adoptaron esta convención a partir de su utilización por San Beda en su Historia Ecclesiastica Gentis Anglorum (Historia eclesiástica del pueblo inglés, de 731). Beda no utilizó el cero debido a que los años se cuentan a partir de uno y no de cero. Él conocía bien el número cero, dado que cero fue la primera epacta del ciclo de 19 años utilizado para calcular la fecha de la Pascua, tal como explicó en su obra De Temporum Ratione (Sobre el recuento del tiempo, de 725).

La palabra latina nullae, que significa nada se utilizó para nombrar esta epacta, mientras que el resto de las epactas fueron numeradas con cifras romanas.

Año 0 en calendario juliano proléptico

Los astrónomos inventaron el año cero para normalizar la cronología. El calendario que lo utiliza se llama calendario juliano proléptico. Esta decisión implica un desfase de los años anteriores: El primer año antes de Cristo corresponde al año cero, 2 a. C. corresponde al año -1, 3 a. C. a -2,… y en general n a. C. a -n + 1.

Existen dos razones para usar el año 0:

1. Facilita los cálculos: tomemos una persona nacida en el año 32 a. C. y muerta en el año 15 d. C. ¿Cuál es la duración de su vida?

de 32 a. C. a 1 a. C. hay 31 años,
de 1 a. C. a 1 d. C. hay 1 año,
de 1 d. C. a 15 d. C. hay 14 años.
En total 31 + 1 + 14 = 46.
Si interpretamos 32 a. C. como el año -31, entonces su edad al final de su vida se calcula tomando la diferencia entre las fechas de su muerte y de su nacimiento: 15 – (-31) = 46.

2. Se sabe hoy en día que Jesús de Nazaret no nació en el año que sirve de inicio de nuestro calendario, sino unos 5 ó 7 años antes (aunque existe cierta controversia al respecto del año exacto).

Hay dos razones para no hacerlo:

1. Si modificáramos todas las fechas antes de Cristo se introduciría una confusión adicional sobre todas las fechas históricas publicadas.

2. Si usáramos el sistema de numeración con inicio 0, deberíamos tener el año 0, el siglo 0, el milenio 0, etc.

Ahora, el cero según Benedetti:

Cero

Mi saldo disminuye cada día
qué digo cada día
cada minuto cada
bocanada de aire

muevo mis dedos como si pudieran
atrapar o atraparme
pero mi saldo disminuye

muevo mis ojos como si pudieran
entender o entenderme
pero mi saldo disminuye

muevo mis pies cual si pudieran
acarrear o acarrearme
pero mi saldo disminuye

mi saldo disminuye cada día
qué digo cada día
cada minuto cada
bocanada de aire

y todo porque ese
compinche de la muerte
el cero
está esperando

Mario Benedetti


Acciones

Information

One response

11 06 2010
Sixto

Esta interezante la información: Pues los temas de curisidad nos hacen más analíticos de la realidad y nos crea siempre los porques, para qués y comós.. de lo que aparentemente conocemos??

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: